CubaEEUULa normalización de relaciones entre Cuba y los Estados Unidos tienen que avanzar, obviamente, en el terreno institucional. La reapertura el pasado mes de agosto de la embajada norteamericana en La Habana, en este sentido, ha sido un hito al que deben seguir otros.

Pero es importante que esta normalización se dé también en otros niveles. Por ejemplo, con noticias como la del acuerdo entre la Universidad de Michigan (MSU) y el gobierno cubano por el que a partir del próximo abril de 2016 un grupo de estudiantes americanos de Osteopatía desarrollarán un curso clínico en La Habana, en concreto en los hospitales “Calixto García”, el “Hospital Pediátrico Docente de Centro Habana” y el Hospital Materno Infantil “Ramón González Coro”. Los créditos de estos estudiantes serán reconocidos por la Universidad norteamericana.

La extensión de la normalización de relaciones a la sociedad civil es un paso más que los inversores han de tener en cuenta. Las inversiones en Cuba tienen recorrido.