676 455416   Mail: carlos@florit-abogados.com


616 231094   Mail: ernesto@florit-abogados.com

cabecera

En esta sección publicamos contenidos que por su relevancia o información creemos que puedan ser de vuestro interés, a su vez también lo publicamos en nuestras redes sociales para darle la mayor difusión posible, esperamos que sea de vuestro agrado y os invitamos a visitar esta sección agradeciendo de antemano vuestro interés y confianza.

 

juezEl artículo 779 de nuestra Ley de Enjuiciamiento Criminal (en adelante, LECRIM) regula la fase procesal donde, terminadas las diligencias de instrucción llevadas a cabo hasta ese momento, el Juez dicta un Auto, donde, básicamente, toma la decisión, bien de transformar dichas diligencias previas en procedimiento abreviado_ que recordemos es el que se utiliza para enjuiciar delitos castigados con pena de prisión hasta 9 años_ bien proceder al sobreseimiento_ esto es, el archivo de las actuaciones, si considera que los hechos sobre los que ha versado la instrucción no constituyen infracción penal_ o bien reconducir al trámite del juicio de faltas los mismos si considera que éstos constituyen una infracción penal menor, amén de la opción de remitir a otras jurisdicciones el enjuiciamiento de los hechos (la militar).

Contra la opción que tome el Juez instructor por medio de Auto cabe Recurso de Apelación. ¿Qué alcance tiene la decisión del instructor de optar por la transformación en procedimiento abreviado descartando otras? 

Como ha señalado la Audiencia Provincial de Palma, Sección 2ª, Auto 78/15 de 19 de Febrero, con cita de la del Alto Tribunal de fecha 2 de Julio de 1999, "la finalidad del auto transformador no es la de suplantar la función acusatoria del Ministerio Público anticipando el contenido fáctico y jurídico de la calificación acusatoria, sino únicamente conferir el oportuno traslado procesal para que ésta pueda verificarse. Por consiguiente, el Auto que considera la conveniencia de proseguir con la tramitación como procedimiento abreviado, no requiere ni la concreción de los hechos imputados ni su calificación jurídica, ya que dicho cometido corresponde a las partes acusadoras, siendo el del Juez de Instrucción, el de dejar constancia de que los hechos denunciados ostentan los caracteres de un delito de los que se enjuician por las normas del procedimiento abreviado. Tal es así, que aún en el supuesto de que la resolución relatara unos hechos, ese relato no vincularía en modo alguno a las partes acusadoras, pues la falta de inclusión de alguno de ellos sigue permitiendo el ejercicio de la acusación" 

Como explica también la misma Audiencia Provincial de Palma, Sección 2ª, Auto 627/14 de 7 de Noviembre, "no existe vinculación definitiva en cuanto a la calificación jurídica provisional que de tales hechos pueda realizar el Juzgador" para decir más adelante que "por lo que se refiere al alcance de ese juicio de acusación que ha de contener el auto transformador, no es más que una convicción judicial provisoria o hipotética referida a la posibilidad o probabilidad de que se hayan podido cometer uno o varios delitos cuyo cauce de enjuiciaimiento esté previsto en el proceso abreviado" 

Por consiguiente, "resulta necesario que el Juzgador realice por mera aproximación, un encaje jurídico o calificación provisoria de tales hechos, de modo que puedan ser subsumidos en uno o varios tipos penales, sin que esté obligado el Juez Instructor, cuya misión fundamental y prioritaria es esclarecer los hechos punibles desechando aquellos de contenido puramente irrelevante o inocuo, a acertar en dicha calificación, pues tiene carácter provisional y no es a él precisamente por el reparto de funciones que existe un nuestro sistema procesal, sino al Ministerio Fiscal y a las Acusaciones personadas, a las que les corresponde ejercer la labor acusatoria"